El sector ecológico de la Comunitat Valenciana consolida su tendencia al alza

La consellera de Agricultura, Desarrollo Rural, Emergencia Climática y Transición Ecológica, Mireia Mollà, acompañada por el secretario autonómico de Agricultura y Desarrollo Rural, Roger Llanes, del director general de Desarrollo Rural, David Torres y del presidente del Comité de Agricultura Ecológica de la Comunitat Valenciana (CAECV), Vicente Faro, ha presentado esta mañana los datos del Informe Anual de la Producción Ecológica de la Comunitat Valenciana 2021.

En el transcurso de la rueda de prensa, se han presentado los datos de evolución del sector durante los últimos años, haciendo especial incidencia al número de agricultores, empresas e importadores que se dedican a este sistema de producción.

Además, también se han dado a conocer, entre otros muchos datos, el número de hectáreas certificadas en producción ecológica y lo que representan frente al total de la superficie agraria de la Comunitat Valenciana; los cultivos que cuentan con mayor representación y los mercados de destino, las principales comarcas productoras, así como el volumen de negocio que el sector ecológico mueve en nuestro territorio.

El presidente del CAECV, Vicente Faro, ha defendido el modelo de certificación pública de la Comunitat Valenciana. “Estamos hablando de mucho más que una certificación, ya que es capaz de dotar de una mayor transparencia, independencia, eficiencia, simplificación en la gestión, ajuste del coste de la certificación y optimización en la gestión de recursos”.

Operadores ecológicos Comunitat Valenciana

La Comunitat Valenciana cerró 2021 con 4.263 operadores. Esta cifra supuso un incremento del 20,2% en el último año (2020 – 2021) En los últimos 10 años (2011 – 2021), el número de operadores certificados se ha incrementado en un 113%, al pasar de 1.994  operadores en 2011, a los 4.263 que tenemos actualmente.

Si hacemos referencia al número de productores (agricultores, ganaderos, viveristas y productores acuícolas), en 2021 hemos crecido un 24%, alcanzando los 3.358.

En cuanto al número de empresas, hemos cerrado 2021 con 809 empresas, 61 más que en 2020, lo que supone un incremento del 8,1%.

El número de importadores en 2021 es de 96, 7 más que en 2020, lo que supone haber incrementado en un 7,8%.

Superficie certificada Comunitat Valenciana

La superficie certificada en 2021 ha sido de 153.503 hectáreas, un 4,5% más que en 2020. Del total de la superficie certificada, 133.547 hectáreas es superficie certificada de secano y el resto, 19.956 hectáreas, de regadío.

En los últimos 10 años (2011 – 2021), la superficie certificada en la Comunitat Valenciana se ha incrementado en un 134,5%, al pasar de 65.461 hectáreas certificadas en 2011, a las 153.503 que tenemos actualmente.

En estos momentos, la superficie dedicada a la agricultura ecológica en la Comunitat Valenciana representa el 6,6% de la Superficie Agraria Total (SAT) y el 20,5% de la Superficie Agraria Útil (SAU) (Tierras de cultivo y pastos permanentes), cuando al cierre de 2020 la superficie agraria total era del 6,3% y la útil el 17,9%.

Hay que recordar que la Comisión Europea ha marcado como objetivo que, en 2030, el 25% de la superficie de cultivo total de Europa sea ecológica.

Datos generales sector ecológico

La agricultura ecológica está presente en el 86% de los municipios de la Comunitat Valenciana. De los 542 municipios que conforman nuestro territorio, 468 tienen algún tipo de cultivo ecológico. En 2020 estábamos presentes en 450 municipios (el 83%)

En los últimos años, la media de edad de las personas que se incorporan a la actividad ecológica certificada es de 48 años.

El 30% de las productoras ecológicas certificadas por el CAECV son mujeres. En dos años se ha producido un incremento de la incorporación de la mujer al sector ecológico del 26%.

Estos dos datos (el de la edad media de las personas que se incorporan a la actividad ecológica y el de la representatividad de la mujer dentro del sector), demuestran que el sector ecológico de la Comunitat Valenciana está resolviendo dos problemas históricos que tiene el sector agrario: la falta de relevo generacional y la incorporación de la mujer.

Todo ello sin contar otro tema clave, que no es otro que el de la rentabilidad económica del sector. La evolución del volumen de facturación de todo lo que genera el sector es muy importante, y en el último año ha crecido un 17,6%, alcanzando un volumen de facturación de 736,2 millones de €.

En cuanto al destino de las ventas, en el último año también se ha producido un ligero incremento del consumo interno del producto ecológico, pasando de exportar el 63% en 2020, a exportar el 61% en 2021 (en 2019 exportábamos el 70%) En estos momentos, el consumo de productos ecológicos se distribuye del siguiente modo:

  • CV: 16%.
  • España: 23%.
  • UE: 51%.
  • No UE: 10%.

Conclusiones, retos y oportunidades

El presidente del CAECV, Vicente Faro, ha sido el encargado de presentar las conclusiones del informe y ha apuntado que “2021 se ha consolidado la tendencia de crecimiento en años anteriores, pero este crecimiento debe ir acompañado por un incremento en las ventas que garantice la rentabilidad y la sostenibilidad del sector ecológico”.

Faro ha querido poner sobre la mesa los principales retos y oportunidades a los que se va a enfrentar la agricultura ecológica en los próximos años, con especial hincapié a la fertirrigación en común que, en muchas ocasiones limita el desarrollo del sector.

El presidente del CAECV también ha hecho referencia a seguir trabajando en investigación, educación y distribución consciente y ha explicado que es fundamental incentivar el consumo interno de alimentos ecológicos a través de comedores escolares y lugares públicos donde se ofrezcan alimentos, estos sean en la medida de lo posible de nuestra Comunitat y, preferentemente, ecológicos. “Tanto las administraciones autonómicas, como locales, deben, en sus pliegos de condiciones, incentivar el consumo de alimentos ecológicos en hospitales, residencias, colegios y guarderías”.

Descarga el informe completo: Informe_2021